Cuerpo – Alimentación


Si sabemos qué alimentos nos hacen sentir mal y cuáles nos dan una energía estable sabremos el por qué nos encontramos en el punto donde estamos y el camino a seguir para conseguir el equilibrio deseado.

 ¿Te gustaría tener una energía constante y estable?

¿Tus hijos y tú os levantáis cansados?

¿Quieres entender por qué el cuerpo enferma?

¿Estas harto/a  de hacer dietas  que no te sirven?

espai en blanc

La respuesta a las preguntas planteadas tienen un mismo fin, pero caminos diferentes. El fin es conseguir una sangre de buena calidad (pH  entre 7,35-7,45) que contribuya a que el cuerpo trabaje de manera óptimo.

Saber alimentarse es la base de la pirámide para conseguir la cima.

En este apartado seremos concisos y directos. El objetivo de conseguir una buena alimentación  es notar como nuestro cuerpo progresa de manera óptima día tras día, y el sistema inmunológico responde de la manera más rápida posible delante de cualquier situación de riesgo para el cuerpo. Eso conlleva tener una energía estable (sin altos ni bajos) y notarnos desintoxicados.

Para establecer esta relación con los alimentos, el conocimiento y la consciencia es una parte fundamental para saber el por qué se hacen las cosas.

Mucha gente viene a la consulta hartos de hacer dietas adelgazantes (por ejemplo) y, al cabo de poco tiempo de hacer la dieta estricta, vuelven a los hábitos de siempre (comer igual que antes de iniciar la dieta que les propusieron).

Para la mayoría de ellos, les supone un “sacrificio” hacer un cambio en su alimentación. ¿Cuál es el problema? No han entendido las pautas mentales y físicas de porque hacen las cosas. Para ser sabios necesitamos el conocimiento y la experiencia. Si los dos no van unidos, no podremos conseguir un cambio duradero.

En la alimentación, intervienen patrones de hábitos en los que nos han adoctrinado desde la infancia (por ejemplo, comer fruta después de las comidas…) Si no nos liberamos de estos patrones que nos desequilibran, nunca podremos salir de esta rueda de sufrimiento.

Lo importante es deshacernos de estos patrones y sustituirlos por otros  de nuevos, los cuales hemos experimentado sus beneficios.

¿Qué pasa actualmente? Al alimentarnos de una manera poco saludable durante mucho tiempo, se han ido debilitando los órganos de nuestro cuerpo. Eso conlleva que el organismo manifieste su desequilibrio en forma de bajones y falta de energía, malas digestiones, reflujo, retención de líquidos… Todo estos síntomas terminan influyendo en nuestro estado anímico (emociones, ansiedad, baja autoestima…)  hasta que no sabemos diferenciar si es nuestro cuerpo el que nos falla, o somos nosotros los que no sabemos transmutar esas emociones que nos influyen negativamente. Cuando una persona no se encuentra bien, su estado emocional baja y su mente se centra en aspectos negativos. (Creo que todos lo hemos experimentado, ¿verdad?)

Es muy importante reeducarnos en nuestra alimentación y tomar conciencia de que nuestra energía diaria proviene de nuestra manera de alimentarnos.  Al aprender cuáles son los alimentos beneficiosos y cuáles los perjudiciales, empezaremos a experimentar en nuestro interior equilibrio y tranquilidad. 

El siguiente esquema muestra el ciclo de sufrimiento cuando se lleva una mala alimentación y unos hábitos poco saludables.

MI ALIMENTACIÓN MI CUERPO MALOS HABITOS BOOO

 El siguiente esquema muestra el ciclo de bienestar cuando se lleva una buena alimentación y unos buenos hábitos saludables.

MI ALIMENTACIÓN MI CUERPO BUENOS HABITOS BOOO


REGISTRESE CUERPO ALIMENTACION

¿Tus hijos y/o tú os levantáis de mal humor y cansados?

Hay que empezar a comprender que todo está relacionado. La manera de alimentarnos afecta a nuestra manera de sentirnos, y esto a como pensamos.

Si nos nutrimos de manera adecuada y sabemos eliminar las toxinas que el cuerpo tiene y genera, nos sentiremos mejor y más tranquilos. Hay que ser conscientes de este círculo.

Con las ingestas diarias pasa lo mismo. Hay un círculo que romper para lograr el cambio. Ten en cuenta esto: “Lo que comes por la noche es la energía del día siguiente”. Comer proteína animal por la noche es generar una energía y un esfuerzo muy grande al sistema digestivo. ¿Cuál es la consecuencia de esto? Al día siguiente por la mañana estás cansado y necesitas un café o algún producto como el azúcar refinado para estimular el sistema nervioso y conseguir esa falsa energía que te durará unas 2 horas, hasta que se produzca otra vez el bajón y te sentirás más cansado. ¿No sería mejor empezar el día con fuerzas y con una energía más constante? Creo que la mayoría de la gente, por no decir toda, diría SI.

Por lo tanto, saber qué cenar por la noche, propiciará el dormir bien, levantarnos con hambre y comernos el mundo.

espai en blanc

¿Cuáles son los alimentos que nos dan un equilibrio?

Lo primero que tenemos que pensar es en dar facilidades a nuestro cuerpo.

Comer los alimentos tal cual los encontramos en la naturaleza, sería una de ellas.

Cuando se refina un producto (dividir sus parte como en el arroz blanco, al que se le han quitado la fibra, vitaminas y minerales, a diferencia del integral que las conserva todas) nuestro cuerpo no trabaja bien y no llega a un equilibrio.

Leer la pregunta “¿Cómo sabemos lo que tenemos que comer de forma general?”.

En esta pregunta vais a saber qué alimentos tomar para empezar a encontrar el equilibrio, ya que son los que influyen en el cuerpo de manera directa o indirecta para darnos la energía que necesitamos en el momento y que, a la vez, vayan trabajando en nuestro interior.

Si llevamos una alimentación basada en proteínas animales, pocas verduras, arroz blanco, azúcares…nuestros órganos se irán debilitando y produciendo toxinas que quedan en el interior del cuerpo si no son eliminadas.

¿Y qué pasará si seguimos con esta alimentación durante meses y años? Nuestro cuerpo, al ir debilitándose, responderá con una patología que provocará que tengamos que hacer un cambio en nuestros hábitos alimentarios, y así conseguir el equilibrio deseado.

Y esto solo depende de ti. Si tú quieres nosotros te ayudaremos a conseguirlo.



hhhhhhhhhhhhhhhh